“Copiadura”, por Galio Guerra para EDG

Escucho con asombro y estupefacción a actores políticos, desde el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, hasta el nefasto violador Félix Salgado Macedonio, pasando por el espurio líder nacional de Morena, Mario Delgado, decir una sarta de sandeces, que hasta me da pena ajena.

No puede ser que el dictadorcito pase de las “benditas” redes sociales a maldecirlas tan sólo porque le señalen sus yerros y sus mentiras. Baste decir que, según el periódico Reforma, el de los “conservadores”, Peje dixit, señala que tan sólo en una “mañanera” se dicen, al menos ochenta mentiras y datos incorrectos.

Bueno, el ejemplo más cercano lo tenemos cuando la ígnara dirigente del Conacyt, señaló el pasado martes de salud que ya está en fase de experimentación “Patria”, la vacuna cien por ciento mexicana, y que en su elaboración se está ahorrando 855%.

Sí, así como lo escuchó (o lo leyó, 855% de ahorro). Digo, si Pitágoras no era pendejo, uno se puede ahorrar el 100% de algo y entonces nos saldría gratis, cero gasto pero 855% menos me parece poco menos que imposible.

Pero, bueno, no nos desviemos del tema toral. Y es que en estos días el señor López se atrevió a señalar que la democracia está en peligro tan sólo porque el Instituto Nacional Electoral ratificó el retiro de la candidatura al gobierno de Guerrero a Félix Salgado Macedonio por no reportar los gastos de precampaña y se armó la de San Quintín.

Los modernistas, empezando por su pastor aducieron que el INE le estaba quitando al pueblo la oportunidad de votar por sus dirigentes populares innatos. Digo, por favor, no pinchesmamen al nefasto ese se le retiró la candidatura porque así debía ser, por oponerse a reportar lo que debía.

Y no, Andrés: la democracia no está en peligro ni la parió Morena el día que el INE, ese instituto tan vilipendiado, amenazado y asediado validó su victoria en la contienda presidencial de 2018. Ah, entonces sí, ejemplo de institucionalidad y democracia.

Tampoco fue antidemocrático cuando validó la elección interna de Morena para definir a su dirigencia nacional. Esto lo debería entender muy bien Mario Delgado que hoy vilipendiar al INE, pero lo exaltó de pulcritud cuando así le convino.

No, Andrés: el país no se reinventa cada que se cambia presidente de la República, ni la democracia nació con Morena. Ustedes son temporales y ya el tiempo se los demostrará. Los errores se pagan, y muy caros. Si lo dudan pregúntenle a sus contrincantes.

 

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Redacción EDG
Cargue Más En La opinión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira además

Con Muestra, concluyen actividades del Festival Internacional de Cine de Tequila

Fabio Mendoza EDG El pasado sábado concluyeron las actividades de la Muestra organizada po…